APITERAPIA, ¿QUE ES?, ¿PARA QUE SIRVE?



APITERAPIA, ¿QUÉ ES Y PARA QUE SIRVE?

Hola hoy  os traigo un artículo que me parece muy  interesante, hace unos días alguien me hablo de que hay personas que trabajan con abejas para mitigar el dolor, me pareció tan interesante como desconocido y me puse a investigar.

La primera pregunta que me viene a la mente es ¿Qué es la Apiterapia y para qué sirve?
La apiterapia es una terapia natural que consiste en el empleo de los productos de las abejas –y en especial del veneno que inoculan a través de su aguijón, la apitoxina– para mejorar la salud, y aliviar el dolor y los síntomas de diversas enfermedades.

Es una forma de medicina alternativa empleada por muchas personas sin respaldo científico e incluso en algunos países de Sudamérica está integrada dentro de su sistema nacional de salud.

Bien ya sabemos que es, pero ¿qué enfermedades trata?
Por internet he leído que hay gente que afirma que puede curar hasta 500 enfermedades, entre ellas destacan:




  La siguiente cuestión que se plantea es ¿Cómo se realiza?
Antes de iniciar la terapia se debe realizar al paciente un “test de tolerancia” para  descartar que éste tenga una reacción alérgica a la Apitoxina.
Esta acción es esencialmente por precaución, pues aunque sólo un 2% de la población global es alérgica al veneno de la abeja, en las personas hipersensibles se puede ocasionar un “shock anafiláctico” con severos trastornos si la persona no es tratada oportunamente con un antídoto. El Apiterapeuta debe estar preparado para reconocer los síntomas y controlar esta situación. La respuesta del organismo es inmediata, por lo que luego de observar al paciente por unos minutos se sabrá si éste es alérgico o no a la Apitoxina.
 Una vez descartado la alergia y dependiendo de la enfermedad o dolencia a tratar; se iniciarán las sesiones de terapia donde gradualmente se irán aplicando “microdosis” del veneno de abeja en diferentes zonas del cuerpo del paciente por 2 ó 3 segundos cada una.
Le debemos mucho a estas pequeñas

El  Apiterapeuta realizará un mapa de “la ruta del dolor” en todo el cuerpo del paciente, se identificarán los puntos físicamente afectados y se marcarán para su estimulación gradual. El tratamiento avanzará con aplicaciones locales y sistémicas.
Normalmente la terapia se realiza en sesiones semanales con una frecuencia de una sesión por semana. En la primera sesión se podrán realizar 3 ó 4 aplicaciones en diferentes puntos del cuerpo, incluyendo el test de tolerancia; en la medida que la terapia avance, las “picaduras” podrán incrementarse gradualmente hasta un rango que puede variar entre 12 y 15 aplicaciones dentro de una misma sesión. Todo dependiendo de la naturaleza de la enfermedad o dolencia del paciente y de la respuesta de su organismo al avance del tratamiento.

Deseo que os guste este articulo y os resulte útil.

Un saludo a todas mis fibroguerreras y gracias a todos los que me leéis, no olvidéis dejar vuestros comentarios.

Publicar un comentario

2 Comentarios

  1. Curioso, no sabia que existía este tipo de terapia. No dudo de la eficiencia, porque siempre hay tratamientos fuera de lo común que resulta para algunas personas. Pero me pondré a investigar como es que científicamente funciona para tratar esas enfermedades y mas. Me da mucha curiosidad XD

    Saludos y muy buena vibra!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad yo no sé si funcionará o no, pero me hablaron de ello y no pude evitar investigar.
      Todo lo que sea información que yo pueda traer y que me cause curiosidad, es porque a los demás también se la puede generar.
      Me gusta estar informada de lo que tengo y como hacer que sea más llevadero. Un beso y muchas gracias por comentar

      Eliminar